Inicio / Ciclismo / Resumen Giro de Italia 2017 por Federico Estrada

Resumen Giro de Italia 2017 por Federico Estrada

Terminó la gesta de estos gladiadores que durante tres semanas salieron a la arena a luchar con “escudo y espada” por la victoria, debiendo enfrentar a los mismos hombres y otros casos a otro tipo de “bestias” que se encontraron en el camino, todo para alcanzar su gloria y el goce de un pueblo.

El reto

Fueron 3600 kilómetros de recorrido los cuales se lograron después de 90 horas de pedaleo intenso, lo que (haciendo cálculos superficiales) da un promedio de 40 km/h, quién se le mide?. Para que al final la diferencia entre Dumoulin y Nairo fuera de apenas 31 segundos.

Los más destacados

Cada ciclista tiene una historia que contar, donde quisiera destacar lo hecho por estos tres:

  • Mikel Landa: sus intenciones se vieron truncadas muy pronto, cuando se ve involucrado en una caída que lo lleva a perder tiempo irrecuperable frente a sus principales rivales, pese a ello sigue dando la batalla. En dos ocasiones vio muy cerca la gloria pero a pocos metros de la línea de sentencia se le atravesaron, en una ocasión Vincenzo Níbali y en otra Tejay Van Garderen. Pero su lucha no fue en vano, como solemos decir “la tercera es la vencida” y así fue, luego de dos intentos fallidos por fin se le da el triunfo, logrando además hacerse acreedor de la Maglia Azzurra que lo distingue como el mejor en la montaña y el premio al más combativo, merecido sin duda.
  • Fernando Gaviria: este colombiano se destacó en algo que parece increíble para nosotros, en el embalaje. Nuestra tradición ha sido, y seguramente lo seguirá siendo, de escaladores; no en vano nuestro país presenta tres cordilleras imponentes que nos obligan a lidiar con ellas día tras día. Pero de Antioquia salió este “misil” para orgullo y alegría de todos los colombianos. No ganó sino cuatro etapas, casi nada… Pese a que todos sus triunfos fueron dignos de admiración, destaco sobre todo el último de estos, cuando parecía que esta vez no iba a ser, de un momento a otro lo vemos pasando primero por la meta ante lo cual todavía nos preguntamos, ¿de dónde salió?. Otro embalaje espectacular fue aquel en que quedó de segundo, pese a que no entró bien ubicado, Gaviria se convirtió en un torrente que se iba filtrando por esos pequeños espacios que le sirvieron de guía; 10 metros más y se lleva otra victoria para el recuerdo!. Fue dueño y señor de la Maglia Ciclamino, que se le otorga al mejor en la regularidad (por puntos).
  • Tom Dumoulin: para mí éste se lleva todos los honores. Pese a sus afectaciones estomacales, a que no contó con un soporte suficiente del equipo, a que los rivales parecían más concentrados en él que en cualquier otro, a que la alta montaña no es su mejor terreno, a pesar de todo, logra imponerse como el mejor del Giro de Italia 2017. Este hombre dejó en la carretera sangre, corazón y lágrimas, es el fiel reflejo de lo que es un ciclista, una persona con coraje!. Además de esto un señor, no solo por el gesto que tuvo al esperar a Nairo ante su caída sino por el comportamiento presente durante todo el Giro (algunos tal vez no estén de acuerdo, es mi humilde opinión).

Nairo y su historia

NaIRONman, KINGtana, “El Cóndor” o simplemente Nairo, tiene su historia propia. Tres podios en el Tour de France, dos en el Giro de Italia y uno en la Vuelta a España hablan por sí solos, tres de ellos conseguidos de manera consecutiva: Tour, Vuelta y Giro.

Los otros colombianos

Y de los otros colombianos qué?, esta es una breve reseña:

  • Winner Anacona: se convirtió en un gregario de oro para Nairo, con frecuencia lo vimos “halando” el lote en esa misión de desgaste, en otras ocasiones lo encontramos en la fuga con el único propósito de servir de “escalera” para cuando Nairo lanzara sus ataques. Hubiera tenido Winner la posibilidad de luchar por una etapa si no fuera esa su labor (la mencionada)? no me cabe la menor duda.
  • Sebastián Henao: hizo su trabajo, tuvo una presentación digna y fue pieza clave en la victoria de etapa de su compañero de equipo Mikel Landa. Este joven de 23 años ya tiene en su palmarés 4 “Giros”, ánimo para que siga escribiendo su historia.
  • Daniel Martínez: luchó mientras pudo, fue retirado de la competencia por en parte médico errado, esperemos que vengan buenas cosas para él.

Los jóvenes

  • Aunque parezca una frase de cajón y ser algo obvio, que de hecho lo es, esos jóvenes ciclistas de hoy son los que marcarán las gestas del ciclismo, de hecho ya lo están haciendo. Bob Jungels, compañero de equipo de Gaviria, se la distinción como el mejor.

Scarponi y su ruta hacia la eternidad

Siempre recordaremos a este guerrero de mil batallas. Era sorprendente cómo, a pesar de sus años, lo veíamos con frecuencia como puntero del lote en la alta montaña (trabajando para su líder de equipo), éste es de esos que merecieron “la venía” del grupo y ser ejemplo para esos jóvenes que se forman en este maravilloso deporte.

Este año su equipo, el Astana, le hizo el honor de nombrarlo como el “Líder del equipo” para la edición 100 del Giro. Pero la vida a veces tiene estas contradicciones y Michele Scarponi murió en un accidente al chocar con un vehículo, precisamente cuando se preparaba para la que sin duda sería una de las participaciones más significativas para él.

Su equipo, mediante un gesto de solidaridad y hermandad, descartó la opción de inscribir a otro ciclista por él, de 9 corredores a los que tiene derecho cada equipo el Astana solo inscribió 8. Aunque yo estoy seguro que “el pelotón” y en especial sus compañeros de equipo sintieron a Scarponi rodando a su lado, en su última pedaleada antes de tomar la ruta hacia la eternidad.

Los que se suben al “bus” de la victoria

Ya deben estar todos los politicuchos de turno buscando el traje de gala para levantar los brazos de la victoria, aprovechándose de los éxitos conseguidos por nuestras glorias del ciclismo a punta de tesón y esfuerzo.

Los medios

Voy a referirme en exclusivo a los canales de televisión RCN y Señal Colombia. Considero que ambos cumplieron una excelente labor, claramente son canales con enfoques distintos, pero al final cumplieron la función de presentarnos y emocionarnos con cada una de las etapas que se vivieron en este Giro. En mi caso en particular seguí la transmisión, en su mayoría, por el canal Señal Colombia (donde aprovecho la ocasión para recomendarlo, no soy un crítico de televisión pero sin duda es de los mejores canales que usted y sus hijos pueden disfrutar, es de las pocas cosas en que considero que se está haciendo algo con mis impuestos y me veo directamente retribuido; perdón por salirme del tema pero no pude evitarlo).

Celebro la “disputa” limpia y en franca lid entre ambos canales, donde cada uno puso a disposición lo mejor para atraer a la sintonía, no como la “cochinada” (perdón pero no amerita otra palabra) que nos hizo el canal del molusco el año pasado cuando compró los derechos exclusivos para la transmisión del Tour de France en Colombia, dejándonos sin opción a quienes históricamente lo hemos seguido por Señal Colombia.

A continuación hago un comentario que pueda ser “políticamente” incorrecto, pues puede que me gane más de un enemigo por ello, pero tómenlo como una simple opinión. Si hay algo que me molesta es la falta de coherencia y lo digo con nombre propio, no me era claro por qué la señora Georgina Ruiz, en la presente edición del Giro, hacía tanto énfasis en la televisión pública exaltándola sobre manera, no entendía sus palabras cuando ella había sido parte del grupo de periodistas que transmitió el Tour el año pasado en un canal privado, ese mismo que nos hizo la “cochinada” ya citada, dónde quedó eso de la maravilla de la televisión pública?. Pero ahora lo entiendo, este año el chequesito de Señal Colombina fue “jugosito”, de ahí el porqué de tanto amor con lo público!.

Y pasó el Giro…

Finalizó entonces el Giro de Italia 2017, una competencia intensa y emotiva que estuvo a la altura de esta edición tan especial, la número 100, en que los colombianos no solo fueron partícipes sino protagonistas como lo demuestran sus logros: 5 victorias de etapa, 2 líderes transitorios (pero líderes en todo caso), el segundo lugar del podio y la Maglia Ciclamino.

Un Giro que empezó en una isla, la de Cerdeña, y luego de recorrer territorio llano, de media y alta montaña, termina en un autódromo, el de Monza (donde otrora nos emocionábamos con la participación del piloto de autos Juan Pablo Montoya); estas son las maravillas que permite y tal vez solo se ven en el ciclismo.

Por: Federico Estrada Londoño

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *